La potencia de la luz: cuándo bajarla

electrodomesticos-de-cocina¿Qué potencia tiene contratada en su hogar? Estamos seguros de que una inmensa mayoría no sabría responder. Tampoco sabrían decir si esa potencia es suficiente o si se queda muy por encima de sus necesidades reales de electricidad.

Pues bien, una de las formas más sencillas de saber si la potencia contratada en el hogar es suficiente es comprobar si recientemente se han ido los plomos. Cuando esto se produce es una señal clara de que se sobrepasa la potencia contratada y, si se produce habitualmente, probablemente deberemos aumentarla.

Pero, ¿cómo saber si ‘nos sobra’ con la potencia actual? Desde Aldro os recomendamos 3 formas para comprobarlo:

cuadro-electrico-tradicional

1.- ICP: Uno de los indicadores de potencia más fiables es el ICP, el interruptor instalado en el cuadro eléctrico. De forma rudimentaria, podemos encender todos los electrodomésticos a la vez (horno, lavavajillas, lavadora, aire acondicionado, vitrocerámica…) y ver si el ICP aguanta. En ese caso, podremos reducir la potencia. Si salta, no es necesario que la aumentes, sino que simplemente debes apagar alguno de los electrodomésticos.

2.- Cálculo: Para saber aproximadamente cuánta potencia necesitas debes sumar la potencia de los electrodomésticos que más consumen y añadir un 1 kW destinado a la iluminación y pequeños electrodomésticos. (Al final del artículo te adjuntamos los gastos aproximados de los electrodomésticos de la vivienda)

Este resultado debes dividirlo entre 3 ya que es poco probable que vayas a utilizarlos todos al mismo tiempo.

Debes tener en cuenta que la potencia resultante debe ser mayor que la requerida por el electrodoméstico que más consuma ya que, de lo contrario, no podrás utilizarlo.

medidor potencia

3.-  Medidores: Existen en el mercado unos medidores que nos indican la potencia máxima que necesitamos. Estos aparatos nos dicen cuál ha sido nuestro consumo durante varios días y la cifra más alta deberá ser la potencia que contratemos.

Potencia consumida por electrodomésticos

Frigorífico: 250 – 350 W (0,250 – 0,350 KW)

Microondas: 900 – 1500 W (0,900 – 1,500 KW)

Lavadora:1500 – 2200 W (1,500 – 2,200 KW)

Lavavajillas:1500 – 2200 W (1,500 – 2,200 KW)

Horno: 1200 – 2200 W (1,200 – 2,200 KW)

Vitrocerámica: 900 – 2000 W (0,900 – 2,000 KW)

Televisor: 150 – 400 W (0,150 – 0,400 KW)

Aire acondicionado: 900 – 2000 W (0,900 – 2,000 KW)

Calefacción eléctrica:1000 – 2500 W (1,000 – 2,500 KW)

Calefacción eléctrica de bajo consumo: 400 – 800 W (0,400 – 0,800 KW)

Esta entrada fue publicada en Trucos y consejos y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *